viernes, 20 de julio de 2012

7 razones por las que Batman patea traseros


Con el  estreno de la última película de la trilogía de Batman, The Dark Knight Rises, dirigida por  Christopher Nolan,  la expectativa por la estratósfera  y en vista de que a los geniales distribuidores de cine  (los mismos capaces de crímenes como éste: http://letrasbizarras.blogspot.com/2012/05/el-trabajo-mas-facil-del-mundo.html)  les dio por estrenar la película ochos días después que en Estados Unidos, publico este artículo como un pequeño abrebocas.

Batman. ¿Qué persona en el mundo no se ha mirado al espejo y entrecerrando los ojos ha dicho con la voz de Michael Keaton:  I’m Batman? Sólo pronunciar su nombre hace que la boca se llene de épica, algo que con ningún otro superhéroe puede pasar. ¿No me creen? Hagan la prueba con Superman –que se le acerca bastante-, Linterna Verde –¿quién?- o Acuamán –y no los culpo si una carcajada no les permite acabar-.

¿Pero por qué el enmascarado de Ciudad Gótica es el favorito de grandes y chicos? ¿Por qué a pesar de todos los rumores de la oposición su fama no merma sino que al contrario se incrementa cual precio de la gasolina?  A continuación nos adentraremos en siete batirazones que nos ayudarán a comprender la fama del millonario que en sus noches libres decide ponerse un traje de mallas y combatir  el crimen  (y cómo deberían aprender los magnates de nuestro país…)





 1.) Tiene el don de la ubicuidad

Batman parece el cruce de David Copperfield con ese vecino molesto al que nadie llama pero que se aparece de la nada.  No debe ser nada agradable ser el Comisionado Gordon y en cualquier momento de la noche escuchar la voz rasposa del hombre murciélago hablando sobre crímenes o ladrones. Yo en su lugar no estaría tranquilo ni en el baño, pues no creo que al susodicho le importaría importunar las labores más íntimas del Comisionado para hablar del último operativo para capturar al Pingüino.

Lo peor es que nuestro amigo no es educado: Es muy capaz de dejar hablando sólo a su interlocutor mientras se pierde en la noche. Cual esposo que se va a la tienda a comprar cigarrillos, ahora lo ves, ahora no lo ves.

Ser criminal de Ciudad Gótica tampoco es una labor envidiable. Uno no sabe en qué momento va a salir ese loco con traje de murciélago a darte una paliza. Yo creo que ni siquiera el tipo que se roba una Coca Cola en un supermercado está tranquilo con ese lunático confundiéndose con las sombras de la noche oculto en cualquier parte.

Porque Batman es la noche. Lo oscuro, lo desconocido, el silencio; su secreto es estar ubicado en el lugar preciso en el  momento adecuado, nadie sabe en qué momento va a aparecer pero cuando lo hace es épico. Jodidamente épico.

2.) Es millonario

Si de algo adolece nuestro justiciero es de super poderes. No puede treparse por las paredes, ni volar por los aires, ni sacar cuchillos de las manos,  sin embargo, tiene de su lado el poder del dinero que en estos tiempos no es nada despreciable.

Estar cubierto por batidólares le permite a Bruce Wayne dedicarse en cuerpo y alma a combatir el crimen. No pueden decir lo mismo Clark Kent o Peter Parker a los que les toca trabajar de 8 a 5  y reponer en sus días libres sus extrañas desapariciones, eso o morirse de hambre.

El ser millonario le permite a Batman adquirir todos sus artefactos, sus naves y automóviles, le da además glamour y sofisticación de la que no pueden presumir los demás superhéroes. No es lo mismo ser capturado por el hombre murciélago en su lujoso batimovil que por Acuaman que vive en un estanque cualquiera.


3.) Gadgets

En concordancia con el punto anterior se puede decir que una de las razones por las que Batman patea traseros es por sus muchos artilugios tecnológicos.  Tiene naves, carros, una computadora que envidiría hasta  el mismo Bill Gates, dispositivos para ver en la oscuridad y miles cosas más.

Algunos podrán decir que eso no es nada que James Bond, tiene los mismos y hasta más cachivaches, pero hay que tener en cuenta que el 007 es apenas un simple empleado, el día menos pensado puede quedarse desempleado y hasta allí le llega la dicha;  en cambio Batman es dueño y en muchos casos creador de sus propios artefactos. No hay nada más espectacular que ver cuál será el nuevo invento del justiciero contra sus enemigos.

4.) Villanos

¿Qué tienen en común un psicópata vestido de payaso, un tipo con la cara medio quemada y doble personalidad, unos tipos que se creen un espantapájaro y el Sombrerero, un obsesivo compulsivo con los acertijos entre muchos otros? Que todos están completamente dementes.

Esa es la magia de Batman, sus villanos no son mafiosos comunes y corrientes –aunque de esos también hay- sino personajes mentalmente desequilibrados tanto así que siempre que son capturados no van a la cárcel sino al Asilo Arkham –del cual se mantienen fugando como Pedro por su casa pero ese es otro tema-.  Estos villanos son el contrapeso ideal para la racionalidad y sangre fría de Batman y es por eso que convierten el comic en algo prácticamente perfecto.

5.) Héroe trágico

Superman es el último de su raza, Peter Parker es huérfano y le mataron a su tío, Wolverine no tiene memoria y vaga de un lado para el otro como un judío errante. Todos tienen un pasado oscuro y sin embargo, en muchas ocasiones, no parece así: El kriptoniano y el Hombre Araña mantienen muertos de la risa y son admirados  por la sociedad mientras que Logan se contenta con sus ínfulas de chico malo y gruñir de vez en cuando.

No pasa lo mismo con Bruce Wayne, la pérdida de sus padres es un golpe del que nunca se ha podido recuperar. A pesar de ser un superhéroe, de combatir el crimen, de salvar una y otra vez a Ciudad Gótica el dolor no lo abandona. Si uno se da cuenta y a diferencia del resto de enmascarados, Batman no se lleva bien con las demás personas, le gusta trabajar solo y nunca sonríe. Para él, lo único importante es salvarlos a todos a pesar de que haber perdido su alma en el camino. Es un ser de la oscuridad, un héroe trágico.

6.) Mujeriego empedernido

La mayoría de los héroes son enamorados irredentos. Luisa Lane, Mary Jane Watson son apenas algunas de esas resignadas novias eternas que deben apoyar a sus enamorados teniendo como única recompensa el  no tener privacidad con sus parejas y ser secuestradas de cuanto loco disfrazado quiera lastimar a su amado.

Batman en su lugar no se amarra a ninguna mujer…es el típico chico malo, y ya sabemos cómo les encanta eso a las mujeres –y eso sin contar que es millonario- por lo que puede tener aventuras amorosas con Gatúbela, Talia Al Ghoul, Vicky Vale, Michelle Pfeiffer y Anne Hataway sin despeinarse.

Millonario, playboy, científico y superhéroe ¿Quién no quisiera ser Batman?


El  Batitwist....que dios nos coja confesados.


7. )Ha sobrevivido a pesar de sí mismo

Estoy por pensar que el peor enemigo de Batman no es el Joker, ni los otros villanos que pululan en Ciudad Gótica sino muchos guionistas y genios de Hollywood que han pensado que el Caballero Oscuro es una especie de drag queen o payaso.

No sólo fue la inclusión de Robin, el peor ayudante de la historia, y el causante de los rumores de homosexualidad que seguirán al pobre hombre murciélago hasta la tumba, sino la creación de esa serie de los años 60, con sus ¡Pow! ¡Punch! Y demás onomatopeyas, eso sin contar con el batitwist. En la actualidad,  se hizo esa horrible, horrible película donde George Clooney se disfrazaba –porque me niego a decir que esa abominación fuera Batman- y luchaba a los golpes contra Schwarzenneger

Hay gobiernos que han aguantado menos ofensas antes de estallar en mil pedazos y estoy seguro que si cualquier otro superhéroe hubiera enfrentado tantas afrentas hubiera desaparecido de la faz de la tierra sin dudarlo, pero Batman no, ha sido capaz de reinventarse una y otra vez, de surgir de las cenizas y convertirse en el favorito de todos, el último caso es la dupla de Batman- Christopher Nolan, donde se ha demostrado hasta dónde puede llegar una gran historia con un gran personaje en las manos adecuadas.




7 comentarios:

  1. Un ensayo muy eficiente Tulio.
    Coincido, Batman es y será el más grande.

    ResponderEliminar
  2. 100% de acuerdo. Además, me alegra ver que adherís al formato lista ;)

    ResponderEliminar
  3. Excelente! pero igual mi favorito sigue siendo el hombre plancha

    ResponderEliminar
  4. ¿Juan Gabriel? -digo, por lo de la música para planchar-

    ResponderEliminar
  5. Genial, Tulio.
    Coincido en todo.
    Un abrazo...

    ResponderEliminar
  6. Muchas gracias Juan y Miguel....un honor ser leído por ustedes.

    ResponderEliminar